Hoy te propongo un ejercicio sencillo que te puede permitir aprender algo de ti y crecer como persona. Disfruta del día 😀

Hoy no estoy en mi paseo matutino, ni mi paseo vespertino. Estoy con mi amigo Etienne Gillard. Veníamos charlando de la vida, de lo divino y de lo humano.

Un ejercicio práctico para aprender de ti

Y, mira, con muchas ganas hoy de proponerte hacer un ejercicio que creo que puede resultarte de mucho interés. Quizás, de algún aprendizaje valioso para ti. Quería proponerte que busques a alguien de tu confianza, alguien de tu vida que te quiera bien, de tu vida laboral, de tu vida personal y le traslades porque me sigues. ¿Qué de valioso te aporta lo que yo cuento en mis paseos matutinos, en los posts que yo publico?

Cuando lo hayas hecho, me gustaría que le preguntaras a esa persona por qué cree ella que te gusta seguirme, que te gusta lo que yo cuento. Escucha con mucha atención. Quizás ahí se genera algún espacio de conversación interesante. Y, toda vez que hayas hecho esa pregunta y hayas escuchado esa respuesta de esa persona que te quiere bien, si tú quieres me lo compartas en público o en privado.  Y nada más, espero que tengas un gran día y que te cuides mucho también.

Chao.