¿Cuántas veces has visto AMANECER?

Esta mañana antes de trabajar, he querido ver AMANECER; y lo he visto. Me he emocionado. Luego he pensado que amanece todos los días y en todas partes. Casi nadie lo sabe. También he reflexionado sobre el significado de mi trabajo (que es mi vocación) y su conexión con el Amor…y que no están nada de moda. Finalmente, he evocado el mejor regalo de mi vida. Lo hicieron mis padres una Navidad.

Han pasado ya casi diez minutos del amanecer, porque amanece a las siete y dos, pero, bueno, eso me lo he querido reservar para mí. La verdad es que aquí los amaneceres son la pera limonera. Fijaros qué día más más hermoso. Es una pasada, se ve precioso.

Mis paseos matutinos

Bueno pues mirad que venía con la ilusión de compartiros este momento, este paseo matutino, que ya se va a convertir en rutina también para vosotros. Deciros que me ha llamado muchísima gente con motivo de los vídeos que estoy grabando. Para mí, es una gozada porque aprendo mucho, me trasladáis cosas muy personales muchas veces, muy íntimas y me siento honrado, que diría un amigo.

El amor: la conexión entre felicidad y éxito

Ayer alguien me preguntó por la conexión entre felicidad y éxito. Yo pensé que, para mí, quizás, es el amor, el puente que existe entre un concepto y el otro.

Y hablando de amor pensaba que estas navidades para mí son muy especiales. Tengo una ilusión grande por ir a España. Me voy esta noche. Ayer me metí en la cama como un niño pequeño cuando íbamos de excursión, ¿os acordáis? Con esos nervios de ir a hacer algo bonito, algo bello. Pensando que me quería levantar pronto para venir a pasear, para aprovechar el día y luego tengo ese viaje por la noche.  Tengo que trabajar. Pero con mucha ilusión.

Dormir es una muerte aplazada

A mí me gusta mucho aprovechar el día. Duermo poco, siempre lo digo, pero duermo poco porque quiero. Es que tengo la sensación, una vez escribí, que dormir es como una muerte aplazada, o sin aplazar, no lo sé, pero con garantía de regreso. Una sensación de perder un poco el tiempo. Hay que descansar. El cuerpo hay que cuidarlo. Hoy leí algo que me mandaron como que el alma tiene prisa. Pues yo creo que mi alma quizás tiene prisa por vivir. Me ha gustado mucho eso.

Además de este precioso amanecer, os quería compartir algo más.

Las navidades son especiales para mí

Estas fechas para mí son muy especiales. Sé que muchos de vosotros lo sabéis, porque sabéis que yo solía escribir algo relacionado con el amor y qué tiene que ver con las navidades.  Me parecía muy oportuno compartíroslo o regalároslo. También a los que no me conocéis, por si pudiera serviros de algo, de algún aprendizaje, para vivir estas navidades de una forma un poco diferente. Cada uno con lo que puedan, con lo que tenga.

Coaching, una cuestión de amor

Además, tiene que ver mucho con mi profesión de coach. Últimamente, cuando me llama la gente y quiere hablar conmigo casi todo el mundo me hace la prevención de: “oye que sepas que yo quiero hablar contigo, pero yo soy anti coaching”.  Les contesto que seguro que hay un motivo para serlo.

Yo también, en su momento, tenía una opinión del coaching pues muy alejada seguramente de por sí de la realidad o de una realidad.  Por lo cual, yo me decidí a escribir algo para aclarar o explicar mi forma de comprender el coaching y qué tiene que ver con el amor.

Escribí un artículo que se llama coaching una cuestión de amor, que además tiene que ver también con la navidad.  Tiene que ver con algo que pasó en la navidad, que quienes me conocéis, como he dicho antes, sabéis perfectamente de qué se trata.

Mis regalos de Navidad

Bueno me parecía oportuno haceros estos regalos: el amanecer, precioso, y esta cuestión de amor que para mí es el coaching, que es mi vida; y que alguien leerá una necesidad de visualizar aquí que yo me dedico a eso y seguramente tenga razón.

Porque todo lo hacemos por nosotros como dice un gran amigo mío psiquiatra, pero bueno va mucho más allá de todo eso. Va de provocar, como digo yo, sentidos nuevos a quién quiera leer ese artículo que está por ahí. Sí. Y sobre todo que me gusta recibir feedback porque como digo me gusta hacer nuevas relaciones, conocer gente diferente.

Y eso os cuento. Tener una estupenda navidad yo creo que el próximo vídeo lo voy a hacer desde mi Vitoria querida en algún paseo matutino.

¡Chao!

2019-02-11T16:04:58+00:00